Consejos sobre el uso de termómetros infrarrojos de mano

Un termómetro infrarrojo de mano es una herramienta de diagnóstico útil. A continuación se ofrecen algunos consejos sobre cómo lograr mediciones precisas y cómo se puede utilizar el termómetro de mano para averiguar si una instalación planificada de sensores de montaje fijo podría tener éxito.

El termómetro mide un área, no sólo un punto

La mayoría de los termómetros de infrarrojos tienen un punto láser que muestra a dónde están apuntando. El área medida suele ser más grande de lo que sugiere el punto láser. El diagrama óptico suele estar impreso en una etiqueta del termómetro, y también se puede encontrar en el manual de instrucciones. Muestra el FOV del sensor: el tamaño del área de medición para cualquier distancia de medición dada. A mayores distancias, el área de medición es mayor.

Es una buena práctica asegurarse de que el tamaño del punto de medición del termómetro IR es más pequeño que el objeto que se está midiendo. Para nuestros sensores de montaje fijo, normalmente recomendamos que el objetivo sea al menos dos veces el tamaño del punto medido para una máxima precisión.

Vea si puede tomar buenas medidas

¿Está considerando instalar un sensor de temperatura infrarrojo de montaje fijo, pero no está seguro de que funcione?

Un termómetro IR de mano es una forma fácil y económica de comprobar si su aplicación es adecuada para un sensor de temperatura infrarrojo antes de invertir en cualquier equipo nuevo.

Si su termómetro IR puede medir temperaturas bajas (hasta 0°C o menos), lo más probable es que mida un rango de longitudes de onda infrarrojas de alrededor de 8 a 14 micrones. Eso es lo mismo que nuestros sensores de temperatura infrarrojos de montaje fijo de uso general.

Si puede lograr mediciones precisas con un termómetro infrarrojo de mano, entonces puede esperar buenos resultados con un sensor de montaje fijo, siempre que mida las mismas longitudes de onda.

No se rinda si sus mediciones son malas

Si no puede lograr mediciones precisas con un termómetro de infrarrojos de mano, no se puede descartar completamente el uso de un sensor de temperatura infrarrojo. Normalmente hay formas de mejorar la precisión de las mediciones, ya sea eligiendo un tipo de sensor más adecuado o configurándolo adecuadamente para que se adapte a la aplicación.

Por ejemplo, ¿estás midiendo una superficie metálica reflectante? Si es así, normalmente recomendaríamos un sensor de longitud de onda corta, que funcione en un rango de longitudes de onda diferente al del dispositivo portátil que esté utilizando. Alternativamente, si pudiera hacer que la superficie no sea reflectante, por ejemplo pintándola, entonces la precisión de sus mediciones debería mejorar, tanto con los sensores de mano como con los de montaje fijo.

Además, ¿ha intentado ajustar la emisividad? Algunos termómetros IR de mano tienen un ajuste de emisividad fijo de 0,95, que es adecuado para medir superficies no reflectantes no metálicas y pintadas, y en algunos dispositivos es ajustable (como el ST688). Si usted encuentra que necesita ajustar el ajuste de emisividad en el dispositivo de mano para obtener una medición precisa, asegúrese de que el sensor de montaje fijo que elija también tiene emisividad ajustable.

CONSEJOS PARA USAR UN TERMÓMETRO DE CARNE

Los termómetros de carne son una parte esencial de la cocina. Una de las razones principales por las que deberías considerar invertir en uno es la seguridad alimentaria.

Es necesario comer alimentos perfectamente cocinados. Por lo tanto, el CDC, más conocido como los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, recomienda revisar su comida con un termómetro para carne para evitar enfermedades desagradables transmitidas por los alimentos como el norovirus o la Salmonella.

5 CONSEJOS ESENCIALES PARA OPERAR UN TERMÓMETRO PARA CARNE SIN PROBLEMAS

1. ELEGIR EL TERMÓMETRO CORRECTO

El primer y más importante paso es elegir qué tipo de termómetro quieres usar. Es imperativo seleccionar el ideal ya que determina cómo se cocina la carne.

2. COLOCACIÓN CORRECTA

Coloque siempre el termómetro en la posición correcta, es decir, en la parte más gruesa de la carne para encontrar la temperatura interna más baja.

3. COMPRUEBE REGULARMENTE

Compruebe la temperatura de la carne mientras se cocina para evitar que se cocine demasiado o demasiado poco.

4. MANTENER EL TERMÓMETRO CALIBRADO

Siempre calibre su termómetro – debe leer 32 grados F o 0 grados C cuando lo sumerja en agua helada.

5. DESCANSA LA CARNE

Dejar que la carne descanse incluso después de haberla sacado del calor. Esto se llama cocción de arrastre, donde la carne seguirá cocinándose internamente incluso después de haberla sacado del calor.

Por lo tanto, es esencial mantener el control de la temperatura donde la cebolla valor nutricional va a diferentes niveles de la carne.

Aquí están algunas de las preguntas más frecuentes cuando se trata de termómetros para carne.

DIFERENTES TIPOS DE TERMÓMETRO PARA CARNE

Los termómetros para alimentos suelen tener tres variantes: de lectura instantánea, de sonda y de infrarrojos. La elección del termómetro deseado depende del tipo de comida que se cocine.

TERMÓMETROS DIGITALES PARA CARNE

Este termómetro es ideal para grandes trozos de carne o carne que requieren ser manipulados en la cocción en tiempo real.

TERMÓMETROS DE SONDA INALÁMBRICOS

Este tipo de termómetro es perfecto para la barbacoa. Te da una temperatura en tiempo real ya que te permite dejar la sonda de metal en la carne. Esto te ayuda a monitorear la temperatura sin perturbar su momento.

TERMÓMETROS DE INFRARROJOS

Tradicionalmente se encuentran en un entorno de alimentos industriales aunque, en los últimos tiempos, también se están abriendo camino en muchos hogares. Éstos vienen con una mira láser que permite apuntar el rayo infrarrojo usando una operación de apuntar y disparar.

¿PUEDES DEJAR UN TERMÓMETRO DE CARNE EN LA CARNE MIENTRAS SE ESTÁ COCINANDO?

Es inconveniente dejar un termómetro para carne en la carne mientras se está cocinando. Sin embargo, los termómetros con sonda inalámbrica pueden dejarse en la parrilla o en el horno para determinar la temperatura de la carne en tiempo real.

¿CUÁLES SON LAS MEJORES FORMAS DE CALIBRAR UN TERMÓMETRO PARA CARNE?

  • Calibrar un termómetro para carne es mucho más sencillo de lo que parece.
  • Coloca un tazón de agua para hervir en la estufa.
  • Llene un vaso o un tazón con hielo. Cúbralo con agua.
  • El termómetro para carne debe leer 212 grados F o 100 grados C en el agua hirviendo.
  • Ajuste la pequeña tuerca en la parte trasera del termómetro para obtener una lectura precisa en caso de cualquier fluctuación.

¿QUÉ TEMPERATURA DEBE LEER UNA SONDA PARA CARNE?

La temperatura debe ser de aproximadamente 71 grados C o 160 grados F para ternera, cerdo, cordero o carne de vacuno. En las aves, la sonda de carne debe estar alrededor de 74 grados C o 165 grados F.

¿A QUÉ DISTANCIA DE LA CARNE DEBE PONER UN TERMÓMETRO PARA CARNE?

La mayoría de las veces, debe insertar la sonda por lo menos media pulgada en la carne. En caso de que la carne sea más gruesa que una pulgada, tendrás que ir más profundo. Coloque el termómetro en la parte más gruesa evitando los huesos y las grasas. Siempre busque la temperatura interna más baja en el centro de la carne mientras hace la prueba.

CONCLUSIÓN

Es esencial darse cuenta de que si se invierte en un termómetro para carne y se dedica tiempo a comprobar la temperatura regularmente mientras se cocina, se asegurará que todas las bacterias dañinas que lleva una rebanada de carne se destruyan. Las bacterias pueden ser una amenaza potencial para el bienestar de la vida humana. Un termómetro para carne asegura que su comida se cocine adecuadamente, y que la temperatura sea precisa en todo momento.

Con las respuestas a estas preguntas, encontrará su termómetro ideal, manteniendo así a sus seres queridos seguros y dándoles las dietas saludables y un estilo de vida con salud. Es hora de decir no a la carne poco cocinada y sí a la buena salud.